martes, 11 de diciembre de 2012

SECRETARIO GENERAL DE UGT

 
Fotos de mediados de los 80. Momento en que el Secretario General de UGT, Nicolás Redondo, en su visita a Don Benito,  hace entrega de distinciones a viejos sindicalistas de UGT . En la imagen en blanco y negro, podemos ver el numeroso público asistente al acto sindical.


13 comentarios:

  1. Todos hemos cambiado y los sindicatos también. Lo cierto, creo yo, es que los gobiernos, los empresarios y los propios trabajadores no se lo ponen fácil.
    Un lujo de momento histórico recogido con tu cámara, Diego.

    Un abrazo de Mos desde la orilla de la spalabras.

    ResponderEliminar
  2. La vida es evolución, y lo que no evoluciona se convierte en pasado en recuerdo. Hace ya unos días cerré los blogs hasta Enero,porque el mes de Diciembre para mi es bastante complicado. Por eso no me ves por aquí tan a menudo.
    Pasaré cuando pueda si es que puedo.
    Bss

    ResponderEliminar
  3. Con lo de la liberalización ellos mismos se han echado piedras sobre su tejado. Con la de horas que tienen!

    Besos Disan.

    ResponderEliminar
  4. Hola Disancor, muy buenas la fotos.
    La historia de los sindicatos. Hubo una vez unos sindicatos que trabajaban por y con el obrero. Pero aquellos tiempos quedan ya muy lejanos.
    Saludos y besos

    ResponderEliminar
  5. Los sindicatos siguen existiendo, sin embargo, el tiempo puede que haya hecho otra casta muy distinta a la de los viejos sindicalistas que vemos en la foto.
    Pedro Luis López Pérez, un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Lo cierto es que con la ley laboral, la pérdida de derechos de los trabajadores y el abuso de las empresas, los sindicatos no parece que hayan servido de mucho, aunque, la verdad, los que mandan no son muy dialogantes.
    Anterelo, un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. El papel de los sindicatos tampoco es fácil. Están en medio de la pelea entre gobierno, empresarios y trabajadores. Pero no deben olvidarse nunca a quienes representan, y no hacer concesiones al otro bando.
    Mos, un abrazo.

    ResponderEliminar

  8. Pues te echaré de menos. Me alegran vuestros comentarios y estos minutos de charlas contestándolos. Te deseo, además de descanso, días felices en estas fiestas navideñas.
    Katy Sánchez, un beso.

    ResponderEliminar
  9. Los sindicatos deberían mantenerse sólo con cuotas de afiliados, sería la única forma de ser totalmente independientes. Cosa que nunca serán mientras dependan de subvenciones del Estado.
    ion-laos, un beso.

    ResponderEliminar
  10. Lo cierto es que como sigan quitándoles derechos a los trabajadores con tantas reformas laborales, a los sindicatos no que les van a quedar derechos que defender. Quedaran sólo para huelgas y manifestaciones.
    Isa, un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. No sé si alguien se ha dado cuenta pero detrás de Nicolás Redondo estaba Juan Carlos Rodríguez Ibarra

    ResponderEliminar