jueves, 14 de enero de 2010

EN LA ESTACIÓN


Las 3,35 en la estación de un pueblo allá por el año 1969. Los viajeros esperan el tren-correo, y el hombre del acordeón trata de amenizar la espera, tal vez para él suponga comer ese día, o tal vez, su sustento llegue con otro tren o por otra vía. Las personas que se encuentran en una estación nunca se sabe si se van o esperan.

10 comentarios:

  1. Como la Penélope de Serrat, sentada en su banco de la estación.
    La cara del músico refleja que lo hace no sólo por necesidad, le apasiona, y el que está sentado en el banco o lo está escuchando o fija su mirada en el objetivo de la cámara de fotos. En todo caso, supongo que la foto es tuya, y tiene vida propia.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Excelente foto Disanor, estoy con Emilio, el músico vive lo que hace, da la sensación de poder oirle con un poco de concentración. Los de atrás son tan interesantes como el primer plano del músico. Como siempre, gracias por transportarme a esos años, por enseñarme otras épocas.

    Un beso enorme

    ResponderEliminar
  3. Que de años atrás y como siempre, que bien lo reflejas en tu blog!!!

    Un saludo

    Ut

    ResponderEliminar
  4. Qué belleza de fotografía!! Me quedo con la pasión del músico, refleja su rostro que lo hace con amor, con fuerza.
    Me llaman la atención la vestimenta de la gente, esos pantalones acampanados; el reloj de la estación, el cartel del cine es una pasada y la pose de las demás personas, sin prisas, sin stress. La campana que suena cuando viene el tren y ese tronco retorcido.
    De verdad que me quedo fascinada con la belleza de esta fotografía.
    Siempre me han atraído los trenes, las estaciones tienen un olor especial.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Sí, la foto es mía. Me gustaba fotografiar todos los tipos interesante que me encontraba, justificar su presencia en el lugar y montarme toda clase de historias. La calidad de la imagen no siemopre era buena, pero lo importante era el eansaje.
    emilio, un brazo.

    ResponderEliminar
  6. Los músicos ofrecen imágenes muy interesantes, de naturalidad, frescura, concentración, transmiten mucho con la música y con su estampa. Este que aparece en la foto tocaba, además de acordeón, otros instrumentos, y se ganaba la vida tocando por las estaciones.
    silver¨smoon, me satiface que te gusten este tipo de fotos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. !Cómo pasa el tiempo! Parece hasta mentira que muchas cosas extieran tal como las vemos en fotografías, y sin embargo, así fueron, tal y como nos lo demuestran ellas.
    Ut, un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Se vivía sin tanto agobio, las persona difrutaban del momento.
    Emibel, eres muy buena observadora, has hecho lectura de detalles que a mi me han pasado desapercibidos.
    Sí tú disfrutas con esas fotos, yo contento.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Es interesante la imagen del músico bohemío.
    Tu vecina, un beso.

    ResponderEliminar