viernes, 8 de enero de 2010

ESCUELAS NACIONALES


Imagen de hace 36 años. Había Colegios de pago, también Escuelas Nacionales donde los alumnos estudiaban sin dar muchos problemas. Había carencia de todo, pero no faltaban las ganas de enseñar y aprender ¡Y en que condiciones, santo Dios!

11 comentarios:

  1. Ganas de enseñar y aprender.. Que pena que se hayan desfigurado tanto esos preincipiod Disancor..
    Por cierto, me encantó la frase con la que respondiste mi comentario ayer che, "Más allá de la vida, la nada y el olvido". Me la guardo.
    Muchos cariños!

    ResponderEliminar
  2. Qué cambios, por suerte!!
    ¿Eres tú el de la foto? Pregunta indiscreta.
    Yo íba de niña al colegio de monjas del pueblo y, bueno, hubo de todo. Como era muy inquieta me ataban pero también me premiaban por estudiosa.
    Tu entrada me hace volver la vista atrás en un día de recuerdos.
    Un beso, amigo .

    ResponderEliminar
  3. Ganas de aprender... pero leches, que me hacían aprender las leyes fundamentales del reino, y si me equivocaba, reglazo en las piernas...
    Esa es la parte mala.
    La buena, la niñez, esos primeros amores, los amigos y tambien recuerdo algún buen profesor.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Fui niña de colegios de monjas, por supuesto de la clase pobre que habia ricas, que me hizo odiar a estas personas que hacian diferencias entre nosotras por tener unas sus familias mucho dinero y otras ninguno, menos mal que una vez revueltas todas eramos niñas sin ningun tipo de clases empeñadas en fastidiar aquellas monjas lo mas posible.
    Con cariño
    mari

    ResponderEliminar
  5. No viví esa tipo de enseñanza pero tuvo que ser dura. Te agradezco muchísimo que me traslades a esa época con tu fotografía.

    Tu pesado??? noooo tu lo que eres es un encanto. Últimamente voy a contrareloj y leerte me relaja, siempre es un placer.

    Mil besos

    ResponderEliminar
  6. Y de aquellas Escuelas también salían niños muy bien preparados. La enseñanza de hoy es más permisiva y tolerante, y con tanto colegueo el principio de autoridad y la disciplina se han ido al diablo.
    Sol, un beso.

    ResponderEliminar
  7. No, yo no soy el de la foto, soy el autor. Casi siempre he estado detras de la cámara y muy pocas delante, sólo cuando he sido noticia de algo.
    Aquellas Escuelas carecían de todo, la enseñanza era dura, y como siempre, había buenos y malos Maestros, pero el que era bueno, era todo un romántico enamorado de la enseñanza.
    Emibel, un beso.

    ResponderEliminar
  8. Para hace honor al dicho de "la letra con sangre entra" nos pegaban buenos coscorrones, quizás en exceso. Los castigos de cualquier clase nos parecían cosas normales, sí eran traumatizantes entonces no lo sé, porque la palabra casi no se usaba, ahora sí,, todos son traumas y complicaciones.
    emilio, un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. A pesar de todo, el colegío como la mili se recuerda con mucho cariño, y se cuentan montones de cosas. En los colegios de pago se da una discriminación muy cruel porque la sufren los niños. Es triste pensar en niños ricos y niños pobres.
    Mari, deseo que te encuentres animada.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Estoy seguro que tú fuiste una alumna muy buena y aplicada, aun sin aquella enseñanza tan dura. Mejor vista en fotografía.
    Tú si que eres maravillosa al ser tan condecendiente con mis lagunas.
    silver¨smoon, pues 1001 beso, para no ser menos.

    ResponderEliminar